Mis amigos

martes, 21 de octubre de 2014

RECUERDOS DE INFANCIA: TRONCO DE MANTEQUILLA Y CHOCOLATE

Volvemos a la carga con otra receta de las que me hacen retroceder a la tierna infancia. Recuerdo que cada cumpleaños le pedía a mi madre que me hiciera este tronco.




Para mí no había otro postre que me gustara tanto y hoy lo comparto con vosotros.




Es muy fácil de elaborar y, por lo que he visto por internet, hay todo tipo de variaciones pero publico la receta tal y como yo la conozco.


INGREDIENTES




Galletas hojaldradas (1 rulo aunque el número dependerá de lo largo que queráis hacer el tronco)
250 g mantequilla a temperatura ambiente
200 g azúcar
Leche para mojar las galletas

Para el relleno:
50 g mantequilla
100 ml nata líquida
100 g chocolate Nestlé postres

ELABORACIÓN

Lo primero será formar la crema, para ello mezclaremos bien la mantequilla con el azúcar.



Una vez hecha, 



vamos mojando las galletas en la leche 



y las untamos con la crema, formando una fila, tal y como véis en la foto.




Una vez que lo hayamos formado, utilizaremos la crema sobrante para cubrirlo y lo meteremos en la nevera durante 4 o 6 horas.



Transcurrido este tiempo, haremos la cobertura de chocolate.
En un cazo pondremos la nata y cuando rompa a hervir, añadimos la mantequilla y el chocolate troceado. Mezclamos bien con unas varillas hasta que nos quede una mezcla homogénea.



Esperamos que se enfríe.

Ahora cubriremos el tronco con la cobertura y, si queremos, lo decoramos. Yo lo he dejado tal cual, me gusta más así.



A la hora de servir, cortaremos porciones transversales para que nos queden así de bonitas y originales.



Ahora sólo queda disfrutar de este postre tan delicioso.

Un beso.


Mamen

domingo, 12 de octubre de 2014

MAGDALENAS DE NATA



¡¡Hola a tod@s!!, la desaparecida ¡¡ha publicado por fin!!. Después de tantos meses, hoy me he puestos manos a la obra y aquí os dejo estas magníficas magdalenas de nata, exquisitas, esponjosas, deliciosas!!.




  
La verdad es que fue Mateo quien insistió, ¡quería hacer magdalenas!. Pues a la cocina que nos fuimos los dos y pasamos un agradable rato de tarde de domingo, festivo y sin prisa. Por cierto, ¡¡felicidades a todas las Pilares!! Y ¡¡feliz día de la hispanidad!!.





La receta de estas maravillas es del blog “VelocidadCuchara”.

Empezamos:

INGREDIENTES

350 g de harina (yo utilicé de repostería)
250 g azúcar
1 sobre levadura Royal
250 g aceite de oliva suave
4 huevos medianos
Ralladura de medio lión
100 g de nata de montar
Azúcar para espolvorear por encima

ELABORACIÓN

Ponemos en funcionamiento el horno, que vaya cogiendo temperatura, a 230ºC y colocamos las cápsulas en el molde de magdalenas.

Lo primero que haremos será tamizar la harina con la levadura. En la thermomix, 30 segundos, velocidad 3. Retiramos del vaso y reservamos.

Ahora vamos a batir los huevos con el azúcar hasta que doblen su volumen y blanqueen. Para ello, colocamos la mariposa en las cuchillas y programamos 6 minutos, velocidad 3 a 37ºC.

Ahora, incorporamos la ralladura de limón y seguimos batiendo bien, otros 6 minutos, velocidad 3 pero sin temperatura.

Vertemos la nata y el aceite y volvemos a mezclar, 3 minutos, velocidad 2.

Quitamos la mariposa e incorporamos la harina a la mezcla y vamos integrándola con la ayuda de la espátula. Terminaremos de preparar la masa programando 5 segundos, velocidad 6.

Con la ayuda de una cuchara para servir helado, vamos depositando la masa en las cápsulas, llenándolas ¾ partes de su capacidad y espolvoreando sobre ella azúcar.

¡Al horno! Calor arriba y abajo, altura media, durante unos 13 o 14 minutos, o hasta que veaís que han cogido ese tono dorado tan bonito.

¡Y listo! A disfrutar de una deliciosa merienda o un fantástico desayuno.

Hasta la próxima entrada, espero no tardar tanto en volver.






Un beso.

Mamen

jueves, 2 de enero de 2014

ROSCÓN DE REYES



Como todos los años por estas fechas, internet se inunda de Roscones de Reyes y este año, no quería faltar a la cita. 



 
En realidad, este roscón lleva casi un año esperando salir a la luz y por fin, ha llegado el momento.


Ya sabéis que yo sólo me atrevo con las masas si las hago con la thermomix, así que mi receta se centra en la elaboración con ella.
Si queréis hacerlo al modo “tradicional” no dudéis en consultar la fuente de esta receta en el blog “La Cocina de Fabrisa”.
Con estas cantidades os saldrán dos roscones como los de la foto.
INGREDIENTES
Para masa madre
130 g de harina de fuerza
70 gr de leche
10 g de levadura fresca
1 cucharadita de azúcar



Para la masa

60 g de leche
70 g de mantequilla
2 huevos.
20 g de levadura
30 g de agua de azahar
450 g de harina de fuerza.
1 pizca de sal
Azúcar aromatizado:



·        120 gr. de azúcar
·        la piel de un limón (solo la parte amarilla)
·        la piel de una naranja (solo la parte naranja)

Para decorar

Huevo batido para decorar
Naranja confitada y fruta escarchada para decorar.
Azúcar humedecido (para decorar)

ELABORACIÓN

Lo primero que haremos será preparar el azúcar aromatizado. Para ello, con el vaso y las cuchillas muy secos, pulverizamos el azúcar programando  30 segundos, velocidad progresiva 5-10. Añadimos ahora la piel de limón y de naranja a través del bocal y programa 15 segundos velocidad progresiva 5-10. Reservamos.



Ahora, vamos con la masa madre. Ponemos todos los ingredientes en el vaso y programamos 15 segundos velocidad 4. Retiramos del vaso y formamos una bola sobre la encimera. 



Metemos la masa en un bol y cubrimos con agua templada. Cuando la bola de masa flote y doble su volumen, estará lista.

En el vaso introducimos el azúcar reservado, la leche, la mantequilla, los huevos, la levadura, el agua de azahar, la harina de fuerza, la sal y la bola de masa madre. Programamos 30 segundos, velocidad 6.




Procedemos a amasar, 3 minutos, velocidad espiga. Sin desmontar el vaso de la máquina y sin quitar el cubilete, abrigaremos la máquina con dos paños.
Dejaremos que repose hasta que la masa salga por el bocal (aproximadamente una hora).

Bajamos la masa con la espátula y volvemos a amasar dentro del vaso 1 minuto velocidad espiga.
Sacaremos la masa del vaso (estará blanda) y la ponemos sobre una superficie enharinada. 



Le daremos forma de bola alisándola bien con las manos.




Para formar el roscón, introducimos los dedos en el centro y abrimos la masa de modo que el agujero central sea bastante grande (quedará una rosca de unos 35 cm. de diámetro).




Colocamos en la bandeja del horno forrada con papel de hornear.

Pintaremos con huevo batido y adornamos con la naranja confitada, las frutas escarchadas y el azúcar humedecido.




Dejamos reposar hasta que doble su volumen.

Precalentamos el horno a 200ºC y hornearemos entre 20 y 25 minutos, bajando la temperatura a 180ºC después de los primeros 7 minutos de cocción.
Sacamos el roscón y dejamos que se enfríe sobre una rejilla.

¡Una maravilla! Son preciosos y, lo mejor de todo es que están buenísimos.




Pues tan sólo me queda desearos un feliz día de Reyes.




Un beso.

Mamen

lunes, 30 de diciembre de 2013

BIZCOCHO DE MANZANA Y CANELA



Lo primero que quiero hacer es desearos a todos unas Felices Fiestas, ya que no he podido hacerlo antes. Han sido y lo serán durante una temporada, momentos muy difíciles para mi familia, hemos sufrido la pérdida de una persona importante y me debo íntegramente al apoyo y consuelo de quien más lo necesita.

Espero de todo corazón que el próximo año que tenemos en puertas, sea muchísimo mejor, lleno de buenas noticias y felices acontecimientos. Sé que todos lo necesitamos.

Como poco a poco, vamos volviendo a la normalidad y aprovechando que estos días estoy de vacaciones, he querido endulzar el desayuno de estos días con este magnífico, delicioso, esponjoso y jugoso bizcocho.




INGREDIENTES

300 g azúcar
4 huevos L
220 g aceite de girasol
250 g harina
½ sobre de levadura tipo Royal
1 manzana Reineta
1 cucharada de canela
1 pizca sal

ELABORACIÓN

Precalentamos el horno a 180ºC calor arriba y abajo.

Premaramos el molde de plumcake, untándolo de mantequilla y espolvoreado de harina o, si lo prefieres, coloca papel de hornear para facilitar el desmoldado. En esta ocasión, yo he utilizado un molde desechable de aluminio.

Empezaremos por convertir el azúcar en azúcar glas. Para eso, verteremos el azúcar en el vaso y pulverizamos durante 30 segundos a velocidad 10.
Retiramos del vaso y reservamos.

Colocamos la mariposa en las cuchillas del vaso y echaremos los huevos y 250 g del azúcar reservado (el resto lo utilizaremos para espolvorear el bizcocho). Vamos a batirlos hasta que dupliquen su tamaño y blanqueen. Para ello, programamos 5 minutos, 37ºC, velocidad 3,5.
Cuando se termine el tiempo, volvemos a programar a la misma velocidad y tiempo pero sin temperatura.

Mientras tanto, vamos pelando la manzana, la cortamos en taquitos y le echamos una cucharada del azúcar reservado y otra de canela. Removemos bien hasta que quede todo bien integrado. Reservamos.

Una vez que finaliza el tiempo de batir los huevos, añadimos el aceite de girasol y mezclamos 10 segundos, velocidad 3.
Vertemos la harina, la sal y la levadura y mezclamos, velocidad 3 durante 8 segundos.

Vertemos la mitad de la mezcla en el molde, añadirmos esparcida por toda la superficie del molde la manzana y cubrimos con el resto de la mezcla.

Ahora, ¡al horno!. La receta pone unos 45-50 minutos pero ya sabéis que depende de cada horno. En esta ocasión a mi me tardó unos 60/65 minutos. Como podéis ver en la foto, lo tengo acribillado de estar probando con el palillo hasta que por fin estaba listo. Tardó mucho en hacerse por el centro.




Si véis que os tarda y que se empieza a dorar demasiado, colocar papel de albal encima.

Una vez el palillo salga limpio, podemos sacar del horno. Esperamos que temple, desmoldamos y dejamos enfríar del todo.

Una vez frío, espolvoreamos con el azúcar glas sobrante.





¡¡ Bon appétit!!





Un beso

Mamen.

Fuente de la receta: Velocidad Cuchara.